sábado, enero 30, 2010

¡¡DÉJENME PASAR, SEÑORES, DÉJENME PASAR!!




Ésta fue la desgarradora súplica del Delfín Luis Carlos de apenas 7 años de edad y 10 meses, el 21 de enero de 1793, al escuchar el redoble de los tambores que anunciaban la salida de su padre el Rey Luis XVI de la prisión del Temple para emprender su camino hacia la guillotina

Apenas un día antes, había sido notificado el Rey de su condena a muerte de parte de la Asamblea provocando esto una escena dolorosísima en la que toda la familia caía en la desolación y con llanto abrazaban al Rey. La Reina María Antonieta, Madame Royale, Madame Elisabeth y Luis Carlos no podían creer que eso fuera cierto.

La votación, ilegal por cierto, de los diputados que eran 380, fue a favor de la condena a muerte del Rey; tuvo por resultado un empate pero la diferencia a favor de la pena ded muerte la hizo un solo voto.

Luis 16, demostrando un valor y una gran nobleza y un inmenso amor por su hijo, le hizo jurar al pequeño Luis Carlos que al ser adulto y de llegar a reinar, jamás tomase venganza de ninguno por su muerte. El pequeño Delfín, lo juró, en un mar de llanto y de dolor.

Más tarde, el Rey prometió que antes de ser conducido al patíbulo iría a despedirse de ellos a las 8 de la mañana.

La Reina María Antonieta, bajo el peso del dolor se dejó caer en su cama vestida. Nadie durmió. Madame Elisabeth y Madame Royale no cesaron de derramar lágrimas. Fue una noche más amarga que las anteriores, pero era el anuncio de muchas más por venir que les tenían preparadas la caterva de bestias asesinas "revolucionarias". Ese lunes, más temprano que nunca se levantaron el Delfín y Madame Royale para esperar a su padre.

La espera fue en vano. El Rey no se despidió. Él decidió no hacerlo. No hubiera podido soportar ver el estado de angustia y desesperación de su esposa, su hermana y sus hijos que quedaban desprotegidos y en manos de esa caterva de bestias. Y él sin poder hacer nada.

Al escuchar el redoble de los tambores supieron que el Rey salía, la Reina pidió a los guardias municipales permiso para bajar ella y la familia a despedirse de él y abrazarlo por última vez, a lo que contestaron esos pobres diablos con dureza y sorna que no tenían órdenes en ese respecto.

Entonces el Delfín se desprendió de los brazos de su madre y les suplicó a los guardias: “¡Déjenme pasar, señores, déjenme pasar!”A lo que le respondieron los carceleros: “¿Adónde quieres ir?” Y les responde con desesperación: “¡¡A hablarle al pueblo, a suplicarles que no hagan morir a mi padre… En el nombre de Dios, déjenme pasar!!”


"Laissez-moi de passer, des messieurs, laissez-moi de passer, DANS LE NOM DE DIEU, laissez-moi de passer!!

En lugar de admirar la valentía y la decisión de ese pequeño niño por amor a su padre, como se espera de una persona promedio con sentimientos, esos barbajanes, apartaron con brusquedad a Luis Carlos. Y el pequeño volviendo sobre sus pasos siguió lamentándose con enorme dolor: “¡ Mi padre…mi padre!”.

Más tarde, en la celda la familia escuchó los cañonazos que avisaban espantosamente la muerte del Rey Luis XVI. Eran las 10:30 horas de esa sombría fecha.

La Familia Real, la gente de bien de Francia y el mundo quedaban sumidos en la oscuridad de la desesperanza.


*********

Etiquetas: , , , ,

8 Comentarios:

Anonymous Laura dijo...

Querida MARU: No dejo de indignarme con esos malditos. Toda la putrefacción que generaron esos esbirros del diablo solamente ha servido para sumirnos a todos en un sopor, en la abulia, en la depresión del que no tiene Patria, no sabe lo que es pertenecer a una Nación. ¡Cuán afin y querido a los oligarcas modernos es toda la barbarie que describes! Llegan al poder con una mano atrás y otra adelante, y se van del poder Hiper Ricos! con centenares de millones de dólares.
DIOS TENGA EN LA GLORIA AL NIÑO MARTIR Y A TODOS LOS INOCENTES ASESINADOS por la aborrecible revolución francesa.

2/08/2010 09:14:00 a.m.  
Blogger Maru dijo...

Holaaaaa Laura! Qué gusto escuchar de nuevo de tí. Lo único que puede explicar esta profunda crueldad contra una familia sin fuerza y que eran inocentes, es la psicopatía del maldito asesino Robespierre. Pues él era el que dictaba todos esos actos malvados en contra de la Familia Real. Y con gusto los pobres diablos de la basura Hébert, Danton y toda esa runfla de cobardes y poco hombres cooperaban con ese asesino para poder apagar sus frustraciones personales. Se sabe de algunos guardias que sufrían con él al tener que tratarlo de esa manera. Se reporta que muchos lloraban en secreto porque si se sabía que lo trataban bien, la familia de ellos pagaría las consecuencias. Pobre Luis Carlos, ese niño de verdad que llegó a este mundo a sufrir lo indecible. No es para menos que su sufrimiento continue siendo conmemorado a través de ya 200 años. Él fué otro Rey coronado de espinas. ¡Dios lo tenga en Su Gloria!

2/08/2010 08:51:00 p.m.  
Blogger ryu dijo...

la verdad la revolucion francesa fue algo hipocrita de parte de los plutarquitas burgeses podrian haberse manejado de otra forma .pero usted como cree q tuvieron q haber actuado? o acaso no tuvieron q haber actuado? acuerdese de las guerras q llevaron los reyes en la historia universal donde morian familias enteras pueblos enteros sin minima humanidad de parte de los asesinos q cumplian ordenes genocidios q en esa epoca no los eran porq no existia la palabra genocidio.lo q critico es como estos burgeses se manejaron del mismo modo q los reyes despotas, pudiendo demostrar las diferencia entre lo q era la monarquia que vivia en su cubo de cristal y el hombre q realmente trabajaba para ellos.saludos buen blog aunque no lo veo del todo imparcial.

3/02/2010 04:16:00 p.m.  
Blogger Maru dijo...

Hola Ryu. Gracias por expresar tu opinión. Valiosa para mí. La revolución Francesa no fué solo "algo" hipócrita, fué total y absolutamente hipócrita y no debemos olvidar que fracasó estruendosamente. En cuanto a que si debieron o no haber actuado los burgueses, no sé que pienses tú que estás en contra de la Monarquía (por las ideas que te encasquetaron desde siempre) que todo fué porque el Rey les canceló los derechos feudales y los iba a obligar a pagar impuestos a los Aristócratas que aprovechando la situación, la "moda" de las ideas no Europeas del "igualitarismo" -esto super hipócrita- y la demagogia, y con unos centavos y ríos de vino corriente, movieron a la burguesía y al "pueblo" a hacer la asquerosa revolución Francesa. Esta opinión la debes de formar tu. Si checamos fuentes reales e imparciales nunca, jamás encontrarás un Rey y menos de Francia que haya "asesinado" a tanta gente como lo hizo la revolución Francesa y los regímentes totalitarios que se inspiraron en ellos. Ha asesinado más gente, a veces, un solo "líder" republicano y "demócrata" que todos los reyes juntos en la defensa de su pueblo. Y tienes razón, este blog NO es imparcial ni busca serlo. Estamos a favor de la Monarquía, pues como lo confirmó el sabio más grande de todos los tiempos, Sócrates: La Monarquía es el mejor régimen que existe para la felicidad del hombre. Lo que pasa es que los "republicanos" que son los que siempre ganan en ese jugoso negocio de la "república" y el fraude más grande que es la "democracia" se encargan de lavarnos el cerebro desde que nacemos, si se les acaba el business. Saludos

3/02/2010 07:55:00 p.m.  
Blogger ZHU-DE dijo...

Se me parte el corazon, cientos de años haciendo lo que les daba la gana, explotando al pueblo, viviendo como satrapas, abusando de niños, que pena me dan todos ellos.

3/03/2010 05:19:00 a.m.  
Anonymous LAURA dijo...

Querida MARU: En mi opinión no siempre la imparcialidad es buena. Creo que tomar partido siguiendo los sentimientos y los principios es noble y justo. Los Jueces deben ser imparciales, pero la gente común está libre de esa carga. La mayoría de las veces el imparcial es un pusilánime, es un tibio. En la sagrada Biblia está escrito "... los tibios será vomitados por DIOS al infierno ...". Adoro tu Blog especialmente porque tu pasíón da vida a todos los seres del Siglo XVIII, los traés a la vida y nos permite criticarlos, aborrecerlos o sufrir por ellos. Es muy emocionante. ¡QUE DIOS TENGA EN LA GLORIA A TODOS LOS MARTIRES DE LA REVOLUCIÓN FRANCESA!

3/07/2010 05:25:00 p.m.  
Blogger Maru dijo...

Holaaaaa Amigaaaa ¡Que gusto me da recibir tu visita! Es exacto lo que tú dices. Aquí no cabe y no tengo ninguna intención de darle cabida a la imparcialidad. La misión que me he impuesto es la de hacer una denuncia del crimen cometido con nuestro pequeño Rey Luis XVII y todos los civiles y más que nada NIÑOS de Francia en esa época demoníaca. Ya pronto volveré a actualizar el blog. En realidad hay muchísimo qué denunciar. Lo que pasa es que me está tomando mucho tiempo el otro blog que tengo de Sorcha Faal y mis ocupaciones propias. Qué estés de lo mejor y un saludo afectuoso para tu esposo.- Una abrazo

3/07/2010 05:45:00 p.m.  
Anonymous Anónimo dijo...

Dios mio que dolor!!!
Pequeño angelito, no hubo quien oyera su suplica
Ignorantes!!! ¿¿porque con un niño??
Si tenian por culpables a sus padres ¿¿el que culpa tenia??
Me ha dolido muchisimo la lectura de este pequeño pero conciso articulo
Me he imaginado al pequeño principe, preso de la angustia suplicando dejen pasar a mirar a su padre ¡a su padre! y no he podido evitar una lagrima.
Que tristeza.

2/29/2012 12:01:00 p.m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal

-Última imagen (perfil) del Rey en vida y en prisión ¡Qué personalidad tan fuerte irradiando autoridad y majestad!-

Attention English-Speaking visitors: This blog is entirely in Spanish as there is scarce, almost inexistent, information on this tragic real-life event in the Hispanic America: Legacy of the revolutionary governments that sprang up in so many countries in the Americas, inspired in the shameful and ominous French Revolution.-/////////////////////////////////// Tenemos que mencionar que nos llena enormemente de orgullo y nos honra al máximo recibir la visita de todas las universidades del mundo incluyendo las mas antiguas y de tantos y tantos eruditos y conocedores de estos acontecimientos. Ojala que muchos universitarios no se limiten a leer solamente una página, el blog entero es de ustedes.- Gracias