jueves, junio 07, 2007

ODA DE VICTOR HUGO AL REY LUIS XVII


En el 212 aniversario luctuoso de la dolorosa muerte del Rey Luis XVII, 8 de junio de 1795, en la oscura y sucia prisión del Temple, compartimos con ustedes una Oda que le escribió el gran escritor y poeta Víctor Hugo al Sol Robado.


¡ CAPETO, DESPIÉRTATE !

Ese día, las puertas de oro del cielo se abrieron
De lo más Sacrosanto las luminarias se encendieron
Todos los cielos un momento resplandecieron desvelados
Y los elegidos veían venir, en luminosas multitudes,
Una joven alma entre los Ángeles
Ante los pórticos tachonados de estrellas.


Era un hermoso niño que huía de la Tierra
Su mirada azul traía del infortunio el signo austero
Sus rubios cabellos flotaban sobre sus pálidas mejillas
Y las vírgenes del Cielo, con sus cánticos de fiesta,
Con las palmas del mártir uncieron sobre su frente
La corona de los inocentes.




II



Se escuchó una voz que decía entre las nubes:
“Joven Ángel, Dios sonríe ante tu inocente gloria;
Ven, descansa entre Sus brazos

para quedarte ahí por siempre
Y tú, del Altísimo recibirás las alabanzas”





¡Serafines, Profetas, Arcángeles
Inclínadse que es un Rey,

Cantadle que es un Mártir!




¿Pero, dónde he reinado yo? Preguntó la joven sombra
Yo no soy más que un prisionero, de rey no tengo nada
Ayer, me dormí en el fondo de una torre sombría
¿Dónde he reinado yo? Señor, dímelo Tú.


¡Ay, dolor! Mi padre tuvo una muerte amarga
Sus verdugos, ¡Oh, Dios mío! Alimentaron mi alma de hiel
Soy un huérfano: vine a buscar a mi madre, a la que
En mis sueños yo vi en el cielo
Dime, ¿la encontraré aquí?”



Los Ángeles respondieron “Tu Salvador te reclama.
Tu Dios ha llamado a tu alma para que deje un mundo impío
Huye de la Tierra insensible donde han despedazado la Cruz
Donde hasta a la muerte la rebaja el regicida
Donde la muerte, de horrores ávida
¡Hurga en las tumbas para buscar a los reyes!”





“¡Cómo! ¿De mi larga vida, ya acabó el resto?
Dice ¿todos mis males, los he ya sufrido?
Entonces es cierto que un carcelero, de este sueño celestial
No vendrá ya temprano a despertarme entre los hierros?



Cautivo de mis tormentos buscaba el pronto final
Yo clamé: ¿Vendrá Dios a socorrerme?
¿No es este un sueño? ¿Es que ha roto Él ya mis cadenas?
¿He tenido la fortuna de morir?”



“¡No saben lo que ha sido mi dolor!
Cada día de mi vida me traía mas desgracias;
Y, por más que llorase, no tenía cerca una madre
Que me cantara para tranquilizarme,

ni sonriera en respuesta a mis lágrimas.


De un castigo sin fin, languideciente víctima
Como un tierno renuevo arrancado de su madre tierra
Fui proscrito desde mi infancia, e ignoro el crimen
Que haya cometido desde mi cuna.



“Y sabes, muy lejano en mi memoria
Tengo recuerdos felices antes de los tiempos de pavor;
Yo escuchaba como en sueños los rumores confusos de la gloria
Y gentes alegres estaban alrededor de mí.



Un día todo desapareció envuelto en una sombra de misterio
Vi escapar el futuro a mí prometido
No era más que un pequeño, indefenso y solo sobre la tierra,

¡Ay, dolor! Y tuve enemigos.


Ellos me arrojaron vivo dentro de unos muros fúnebres
Mis ojos condenados a llorar no volvieron a ver nunca la luz del sol,
Pero ahora los reencuentro a ustedes, Ángeles del Cielo, mis hermanos
Ustedes me visitaban en mis sueños



Mis días se marchitaron en manos de mis asesinos.
Señor, mas los malhechores son siempre infortunados
¡Oh! Tú no eres sordo como ellos a mis plegarias,
y es por ellos que yo te pido.”



Y los Ángeles cantaron: “El Cielo ante ti se inclina,
Síguenos, sobre tu bella frente pondremos una estrella.
Toma las alas de azur de los querubines bermejos
Tú vendrás con nosotros a consolar al niño que llora en su cuna
En oscura habitación
¡De un luminoso suspiro encenderás los soles!”




III


De repente, el coro cesa, los elegidos escuchan;
Él baja su mirada por las lágrimas empañada
Allá en el fondo de los cielos, mudos, los mundos se detienen
Y la Eterna Voz habla desde el infinito:



¡¡Oh, Rey!! Yo te guardé lejos de las grandezas humanas
Tú te has refugiado del trono en las cadenas
Ven, hijo mío, bendigo tus sueños
Tú no has sufrido de los reyes la esclavitud suprema
Tú frente no ha llevado la tortura de la corona
Aunque tus brazos llevan las llagas del fuete y de la prisión



 “Niño, tu fuiste doblegado bajo los pies de la vida;
Y de la Tierra,
pues de esperanzas y de deseos
Se había rodeado tu cuna!



Ven, tu Señor, Él mismo, sufrió Sus dolores divinos
Y Mi Hijo, fué, como tú, un Rey coronado de espinas

Y lleva por cetro una vara llena de cardos.


§ § §


Nota:
Los "valientes e idealistas" revolucionarios entre las muchas humillaciones bien maquinadas, utilizaron el apellido de Hugo Capeto, fundador de la monarquía francesa, para referirse al Rey Luis XVI, cuyo apellido era Borbon. El apellido lo usaron para llamarlo "Ciudadano Capeto" y lo aplicaron tambien contra el indefenso huérfano de 8 años que habia caido en sus garras. Tanto terror les infundía su inocencia y su rango.

El título de la Oda de "¡Capeto, Despiértate!" es porque, como ustedes saben, entre las muchas técnicas que utilizaron para propinar un cruel e inhumano trato a este niño inocente, que era el legítimo Rey de Francia, reconocido por todas las potencias extranjeras, y que tuvieron prisionero en solitario hasta su muerte en una oscura y asquerosa celda en el Temple, se encontraba la de despertarlo a partir de las 10 de la noche y después cada dos horas con ese grito,"Capeto, Despiértate! agregándole la frase, con odio: "¡Borbones, raza de víboras!" con el propósito de desestabilizarlo física y mentalmente como lo había ideado el multi-asesino psicópata, pero adorado por millones de desinformados, Robespierre y sus compinches, destacando el cobarde Jacques Hébért. 

Eso junto con el adoctrinamiento para que renegara de sus padres, de olvidarse de su rango, de obligarlo a usar lenguaje vulgar y lanzar maldiciones a su madre, a Dios, a su ancestro San Luis Rey y a la Iglesia y cantar "La Marsellesa" alegre, si no le imprimía alegría, le daban sus golpes para que aprendiera. Por ello cuando escucho ese himno, no me puedo "emocionar" como la enorme mayoría de las personas que desconocen esto. Cuando lo escucho viene a mi mente ese niño solo, indefenso obligado a cantarlo como técnica de tortura, todo esto atestiguado por la Reina, transida de angustia, que estando en otra celda no podía hacer nada. Además del constante maltrato físico y verbal al que lo sometió su "tutor" el zapatero remendón Antoine Simon al tenerlo de sirviente suyo dentro de la prisión del Temple por seis meses para despues confinarlo en solitario por dos largos años en un lastimoso abandono y una perpetua oscuridad. Pero existen millones de personas que veneran en altares a los monstruosos sanguinarios revolucionarios y sus "ideales" y su himno.

Traducción de la Oda, del Francés al Español de su servidora.

Etiquetas: , , , , ,

3 Comentarios:

Anonymous Laura Valdivia dijo...

Querida MARU: Cuán dificil es leer la ODA de VICTOR HUGO sin que que se me nublen los ojos con las lágrimas. Pero también me ha dado una idea, también artística. Te quiero contar que conocí a un artista del óleo, de ascendencia gallega, es argentino, se apellida ALBARIÑOS. Pues bien, le he encargado que ingrese a tu Blog, y especialmente lea la ODA a nuestro niño martir. Quiero saber si puede "mostrarnos" algo del paraíso, del inocente en el Cielo. Espero que pueda inspirarse.
Este maestro suele pintar duendes, hadas y seres de la mitología celta; y le interesó mucho la historia, que a grandes rasgos le conté de Nuestro SOL.
Te voy a contar mas cuando el maestro encare su labor.

Te mando un beso.

4/28/2009 11:00:00 a.m.  
Anonymous Laura Valdivia dijo...

QUERIDA MARU: Estoy preocupada porque no estás actualizando tu Blog.

Quiero asimismo expresarte mi profunda tristeza porque el próximo lunes 8 de junio se cumple otro año del asesinato del pequeño inocente.

Voy a pedir en la Basílica del VERBO DIVINO - Parroquia de NUESTRA SEÑORA DE GUADALUPE ( en Buenos Aires - Argentina) que oficien la misa de las 19 horas en nombre del pequeño LUIS CARLOS de BORBON.

Te mando un Beso

6/02/2009 10:31:00 a.m.  
Blogger Maru dijo...

Querida Laura: Exactamente como tú lo expresas. Leer esta oda es dolorosísimo. Así que imagínate cuando la estuve traduciendo del Francés al Español, corrigiendo y demás. No hubo una sola línea en ese poema que no me haya costado dolor, tristeza y un mar de lágrimas. La parte que más me lastima es en la que el pequeño Rey, comenta el pasado: el bloque número nueve. Ese no puedo leerlo tan fácilmente.
Ojalá que se siga luchando por hacer de Luis Carlos, el Santo Patrono de los Niños Maltratados, los Secuestrados y los Presos Políticos.

8/26/2009 10:00:00 a.m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal

-Última imagen (perfil) del Rey en vida y en prisión ¡Qué personalidad tan fuerte irradiando autoridad y majestad!-

Attention English-Speaking visitors: This blog is entirely in Spanish as there is scarce, almost inexistent, information on this tragic real-life event in the Hispanic America: Legacy of the revolutionary governments that sprang up in so many countries in the Americas, inspired in the shameful and ominous French Revolution.-/////////////////////////////////// Tenemos que mencionar que nos llena enormemente de orgullo y nos honra al máximo recibir la visita de todas las universidades del mundo incluyendo las mas antiguas y de tantos y tantos eruditos y conocedores de estos acontecimientos. Ojala que muchos universitarios no se limiten a leer solamente una página, el blog entero es de ustedes.- Gracias